domingo, 24 de junio de 2007

CARLOS GARDEL

'myspace
Para escuchar el video por favor pongan en pausa la música del blog

>HOMENAJE




El Zorzal Criollo
El Morocho del Abasto
El Jilguero de Balvanera



Carlos Gardel nació el jueves 11 de diciembre de 1890 en la ciudad de Toulouse, al sur de Francia, con el nombre de Charles Romuald Gardès. Fue hijo natural de Marie Berthe Gardès y a los 2 años llegó a Buenos Aires con su madre. Pasó su infancia y adolescencia en el barrio del Mercado de Abasto, donde lo apodaron, primero, "El francesito" y, luego, "El Morocho del Abasto".





En 1911, con casi 21 años, conoció a José Razzano, apodado "El Oriental" por ser uruguayo, con quien formó un dúo de canciones criollas. Al binomio se lo conoció como "El Morocho y el Oriental". Por esa época, Carlos Gardès cambió su apellido por el que lo haría famoso: "Gardel". En 1912 grabó quince canciones para el sello Columbia Records (luego CBS y, más tarde, Variety), acompañándose él mismo con su guitarra. El primero de los temas, "Sos mi tirador plateao", lo volvería a grabar más tarde con el título de "El tirador plateado". El repertorio aún se componía de canciones criollas. En 1917 fue el primer cantor oficial de tangos, al estrenar el tango-canción "Mi noche triste" (de Samuel Castriota y Pascual Contursi), ya que, hasta entonces, el tango era sólo música sin letra. Ese mismo año filmó y estrenó su primera película, "Flor de durazno", e inició su etapa discográfica junto a José Razzano con el sello Disco Nacional (luego Odeón, hoy EMI) y el tema de Ángel Villoldo, "Cantar eterno". En los años '20 llevó el tango por Europa, haciéndolo conocer en España y Francia. En 1925 se separó amistosamente de "El Oriental", José Razzano. Desde su regreso a Argentina en 1926 se dedicó casi exclusivamente a la fonografía. En los años '30 ya era una figura célebre en Argentina, Uruguay y en varios países europeos, motivo por el cual la empresa cinematográfica Paramount Pictures Corporation lo convocó para protagonizar cuatro películas, rodadas en Joinville, Francia. Entre 1934 y 1935 conquistó el mercado de Estados Unidos, donde grabó discos, cantó en radio y filmó películas muy exitosas que extendieron su fama a toda América, todas ellas dentro del género musical y destinadas a su lucimiento como cantante. Luego llegó la gira por Centroamérica en 1935: Puerto Rico, Venezuela, Aruba, Curaçao y Colombia (donde murió).




La leyenda
El lunes 24 de junio de 1935 el avión en el que viajaba cayó cerca de Medellín (Colombia) y terminó con su vida en el esplendor de su fama.

A las 15.10 horas del 24 de junio de 1935, en Medellín, Colombia, dieciséis personas murieron en un choque entre dos aviones. Entre ellos, los guitarristas Guillermo Desiderio Barbieri y Ángel Domingo Riverol y el guionista y letrista Alfredo le Pera.

Gardel antes de embarcarse en el avión

Fue enterrado en el cementerio porteño de la Chacarita. Su tumba es visitada por admiradores de todo el mundo. La calidad de su voz y su muerte prematura ayudaron a convertirlo en un mito popular. Pero Gardel se ha convertido en una figura indiscutible de la que no es necesario reseñas ni alabanzas. Todo aquel que oyó hablar de tango, lo encontró pegado al nombre de Carlos Gardel.

Barrio del Abasto

El mercado del Abasto proveedor de la ciudad construido en 1890 en la zona de Once, más precisamente en el barrio de Balvanera.
El mercado transformó el lugar, con la presencia de peones, fondas, hospedajes que le dieron un tono orillero, terreno fértil para el tango y la milonga. Años antes de la refacción del mismo, en 1927, Gardel compró una casa en la que vivió con su madre.


Refaccionada y convertida desde 2003 en museo, esta típica construcción de principios de siglo muestra enmarcados en el universo del cantante, documentos y objetos que forman parte del imaginario porteño.
Gardel, el tango y su museo han marcado con su impronta el barrio. La estación de subte y un pasaje con su nombre, restaurantes y lugares de baile, murales y fachadas fileteadas mantienen viva su legendaria presencia.

Detalle de las pinturas de los frentes de las casas en la cuadra en la que está situada la casa en que vivió Carlos Gardel


'myspace

Texto del

Ministerio de Educación, Ciencia y Tecnología Subsecretaría de Coordinación Administrativa.

Datos y fotos tomadas de Internet

http://www.museos.buenosaires.gov.ar/gardelact.htm

7 comentarios:

Nanny Lidia dijo...

Hermana!!!cuanta emocion,cuanto sentimiento, te quedo hermoso el post, que voz mas linda!!! me voy pensatitiva y enamorada .
besos

xnem dijo...

Ummmh! A estos dos le han salido los colores! Esta peli era en blanco y negro.
Una época en la que las señoras no tenían cejas y los hombres andaban muy elegantes.

Gracias por el texto siempre hay mil cosas que no sabemos.

margarita dijo...

Que barbaro Gardel...!
Yo no vi como dejarte un comentario en el otro blog, sobre el amor. Me parece impecable tu reflexion. Es TAL CUAL, mira si no sera escencial el amor...! Yo tambien pense por ese lado, es que en eso somos todos iguales, todos hermanos...
Y la poesia de Marquez, una joya!
Encima escuchando El dia que me quieras, que maravilla que tenes, una caja de sorpresas!
Besos
M

Mariluz Barrera González dijo...

Que bárbara, esto si que es bellísimo, exquisito y lleno de pasión.

Era todo un grande.

Gracias por este bello regalo.

Oso conocido dijo...

..POR UNA CABEZA.. QUE TANGO, POR FAVOR.
GRATO RECUERDO DE UN GRANDE, SIN DUDAS!!!

EL DICHO POPULAR QUE "CADA DÍA CANTA MEJOR", CREO QUE ES ACERTADO.

AMIGA, LA ABRAZO

OSO

Oso conocido dijo...

FELICITACIONES!!!

ESTÁ RECOGIENDO LO QUE SIEMBRA, AMIGA!!!

Chela dijo...

Juraría haber puesto aquí un comentario, en su día, pero no lo veo. ¿Lo habré cursado mal?

Lo siento porque Gardel es uno de mis cantantes predilectos. Creo que gracias a él los españoles amamos también el tango, y quizás en el resto del mundo, pues su fama es universal.

Queda subsanado.